Cáncer de la glándula suprarrenal

más sobre

Patologías relacionadas

Solicita cita

Puedes solicitar cita a pulsando en el siguiente botón

llamando al siguiente número de teléfono

o envíanos un mensaje mediante el siguiente formulario

¿Qué es el cáncer de glándula suprarrenal?

Tenemos dos glándulas suprarrenales, una arriba de cada riñón. Como parte del sistema endocrino, las glándulas suprarrenales producen hormonas que le dan instrucciones a casi todos los órganos y los tejidos de tu cuerpo. Cada glándula contiene dos tipos de tejido: la corteza y la médula.

La mayoría de los tumores suprarrenales benignos no causan síntomas y no necesitan tratamiento. Los tumores benignos, no cancerosos, que se desarrollan en la corteza de una glándula suprarrenal también reciben el nombre de adenomas suprarrenales. Los que se desarrollan en la médula también se llaman feocromocitomas. A veces estos tumores secretan altos niveles de ciertas hormonas que pueden causar complicaciones. En estos casos, el tratamiento de los tumores suprarrenales benignos puede incluir cirugía o medicamentos.

El cáncer de la glándula suprarrenal es un cáncer poco frecuente y puede manifestarse a cualquier edad aunque es más frecuente en niños menores de 5 años y a adultos de entre 40 – 50 años. Cuando el cáncer de la glándula suprarrenal se detecta temprano, hay posibilidad de cura pero disminuye esta probabilidad si el cáncer se ha propagado más allá de las glándulas suprarrenales.

¿Qué síntomas provoca?

Los signos y síntomas del cáncer de la glándula suprarrenal incluyen:

  • Náuseas o vómitos.
  • Hinchazón abdominal.
  • Dolor de espalda.
  • Falta de apetito.
  • Ganancia o pérdida de peso de forma involuntaria.
  • Debilidad muscular.
  • Estrías rosadas o púrpuras en la piel.
  • Cambios hormonales en las mujeres que podrían causar exceso de vello facial, pérdida de cabello en la cabeza y períodos menstruales irregulares.
  • Cambios hormonales en los hombres que podrían causar agrandamiento del tejido mamario y reducción del tamaño de los testículos.

¿Cómo se diagnostica?

A continuación, se enumeran algunas de las pruebas y de los procedimientos utilizados para diagnosticar el cáncer de la glándula suprarrenal:

  • Análisis de sangre y de orina. Los análisis de laboratorio de la sangre y la orina pueden evidenciar niveles elevados de las hormonas que se producen en las glándulas suprarrenales, como cortisol, aldosterona y andrógenos.
  • Pruebas de diagnóstico por imágenes radiológicas. Tomografía computarizada, resonancia magnética o tomografía por emisión de positrones con el fin de analizar el crecimiento de  las glándulas suprarrenales y para evaluar si el cáncer se ha diseminado a otras áreas del cuerpo, como los pulmones o el hígado.

¿Qué opciones de tratamiento existen?

El tratamiento del cáncer de la glándula suprarrenal generalmente implica cirugía para extirpar todo el cáncer. Se pueden utilizar otros tratamientos para prevenir la reaparición del cáncer o si la cirugía no es una opción.

Cirugía

El objetivo de la cirugía es extirpar el cáncer de la glándula suprarrenal por completo. Para lograr esto, los médicos deben extirpar toda la glándula suprarrenal afectada (adrenalectomía).

Si los cirujanos encuentran evidencia de que el cáncer se ha propagado a estructuras cercanas, como el hígado o el riñón, también se pueden extirpar partes de esos órganos o la totalidad de estos durante la operación.

Medicación para reducir el riesgo de recurrencia

Un medicamento que solía utilizarse para tratar el cáncer avanzado de las glándulas suprarrenales ha demostrado que puede retrasar la recurrencia de la enfermedad después de la cirugía en aquellas personas con un alto riesgo de recurrencia del cáncer.

Radioterapia

La radioterapia se suele utilizar después de una cirugía de las glándulas suprarrenales para destruir las células cancerosas que puedan quedar. También puede ayudar a reducir el dolor y otros síntomas del cáncer que se ha expandido hacia otras partes del cuerpo, como los huesos.

Quimioterapia

La quimioterapia es un tratamiento con medicamentos en el que se utilizan sustancias químicas para destruir las células cancerosas. Para los casos de cáncer de la glándula suprarrenal que no se puedan extirpar mediante cirugía o que reaparezcan después de los primeros tratamientos, la quimioterapia puede ser una opción para desacelerar el avance del cáncer.

Ir arriba
Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda o solicitar una cita?
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarte?